27 marzo, 2006

Springsteen habla sobre su nuevo disco

Shorefire Media hizo públicas ayer las notas escritas por Springsteen que aparecerán en el libreto del nuevo disco «We Shall Overcome: The Seeger Sessions»:

We Shall Overcome: The Seeger Sessions
Nota de Bruce Springsteen


En 1997 grabé «We Shall Overcome» para Where Have All The Flowers
Gone: The Songs Of Pete Seeger. Puesto que crecí escuchando rock’n’ roll, no sabía mucho sobre la música de Pete ni la intensidad de su influencia, por lo que me fui a la tienda de discos y volví con un montón de discos de Pete Seeger. Después de unos días de escucha, la abundancia de canciones, su riqueza y energía cambiaron lo que pensaba que sabía sobre la «música folk». Escuchar esa música y nuestra sesión inicial del ’97 para el disco de Pete me inició, de forma fortuita al principio, en una búsqueda.

A través de Soozie Tyrell, violinista de la E Street Band, conocí a un grupo de músicos de las afueras de la ciudad de Nueva York que tocaron en una fiesta que hicimos en el jardín de nuestra finca. Acordeón, violín, banjo, contrabajo, tabla de lavar, ése era el sonido que buscaba para el proyecto para Pete. Quería el sonido de un grupo de gente que simplemente disfrutara tocando. Después de algunas llamadas, nos instalamos uno al lado de otro en la sala de estar de nuestra finca (la sección de vientos en el pasillo). Hasta ese momento no habíamos tocado ni una nota juntos. Di entrada a los acordes de abertura de Jesse James y empezamos. Fue una fiesta, el sonido de la sorpresa y pura alegría de tocar. Música de calle, de salón, de taberna, salvaje, de circo, de iglesia, de barrio, estaba todo allí esperando en esas canciones, algunas de las cuales tenían más de cien años. Tenía ritmo, swing, energía. Fue una manera de reencontrarse con la sencillez, la libertad y el eclecticismo de la música de mis inicios y mucho más.


Es una grabación EN DIRECTO, íntegramente grabada en tres sesiones de un día (’97, ’05, ’06) sin ensayos. Todos los arreglos se realizaron a medida que tocábamos, se me puede oír gritando los nombres e instrumentos de los músicos sobre la marcha. Con esta fórmula el oyente percibe el proceso completo, ya que no sólo escucha cómo suena la música sino cómo se hace. Así pues, subid el volumen, poneos los zapatos para bailar y cantar, y pasadlo bien. Nosotros lo hicimos. Aquí tenéis las sesiones de Seeger. ¡Gracias a Pete por la inspiración!


Bruce Springsteen
6 de marzo de 2006